Carlota Miranda: embajadora española de la cultura marroquí

Carlota Miranda, bloguera española de origen burgalés. En un determinado periodo de su vida, visita Marruecos como turista en Marruecos, un estatus que no tardará mucho en cambiar a otro de   ’embajadora española de la cultura marroquí’.  Con miles de seguidores, su blog ‘No es nada personal’ lo ha dedicado in exclusive a la cultura marroquí. Para consagrarse como una excelente referencia para todo español que quiera descubrir el país vecino, Marruecos.

 Cuéntanos cómo empezó tu euforia por Marruecos

Empezó de manera totalmente casual. Durante mis años de carrera, solía viajar con mis amigas a aquellos destinos a los que el vuelo fuera más barato. Viajamos en repetidas ocasiones a Francia, Alemania, Bélgica, Holanda, Inglaterra… Y aquel verano de 2010 el vuelo más barato era a Fez (Marruecos). Nunca habíamos tenido un interés especial en el país y tampoco sabíamos prácticamente nada de lo que nos íbamos a encontrar. Marruecos era para nosotras un gran desconocido y nada más llegar nos dio mucha rabia no haberlo conocido antes.

¿Porque escogiste Rabat y no Marraquech? la ciudad estrella de Marruecos, tal como la consideran los turistas extranjeros 

En realidad fue Rabat la que me escogió a mí. Vivía en Londres y por Internet di con una familia tetuaní que vivía en Rabat y que buscaba una española para enseñar el idioma a sus hijos. No me lo pensé dos veces y en cuestión de días ya estaba allí. Me hubiera ido igualmente a cualquier ciudad/pueblo… pero si hubieran vivido en Marrakech me lo hubiera planteado más. Marrakech es la ciudad estrella de Marruecos pero para mí está excesivamente sobrevalorada. Junto con Casablanca es probablemente la ciudad marroquí de las que conozco que menos me gusta.

¿Cómo evolucionaron esos sentimientos en un blog?

El blog lo creé hace ya casi 5 años. Al principio lo utilizaba para compartir música, textos que me llamaban la atención, alguna foto… Pero conocí Marruecos y sentía la necesidad de expresarme, de hablar, de dar mi opinión, de compartir mi visión… En dos años viajé 5 veces al país vecino, la última de ellas durante casi un mes, y fue en ese tiempo donde empecé a escribir cada vez más a menudo sobre mi experiencia. Y cuando en 2012 me fui a vivir allí las entradas se fueron convirtiendo cada vez en historias más personales.

Tu blog, reúne todo lo que un entusiasmado por Marruecos quisiera saber, desde instrucciones hasta consejos personales basados –claro- en tu experiencia.  Es una bitácora dedicada especialmente a españoles enamorados de Marruecos o que sienten curiosidad por conocer esta cultura que parece estar tan cerca y tan lejos a la vez, ¿qué aportas a los marroquíes sobre Marruecos?

Al principio la mayoría de los lectores eran españoles enamorados de Marruecos, pero poco a poco fue haciéndose más popular entre los marroquíes y me encanta que sea así. Son muchos los que me escriben agradeciéndome lo que hago, valorando lo difícil que es a veces hablar de uno mismo para poder hablar de los demás, felicitándome por mi trabajo y dedicación… Y algunos también extrañados de que alguien hable bien de su país, más aún siendo tan joven. Me cuentan que leerme les ayuda a recordar cosas que creían olvidadas, les invita a reflexionar sobre asuntos que necesitan ser cambiados y, sobre todo, les hace ver que – aunque algunos no dejen de marcharlos intentando demostrar lo contrario – deben sentirse muy orgullosos de ser marroquíes.

Los comentarios que muchos han dejado en esta entrada sobre COSAS QUE HE APRENDIDO EN MARRUECOS creo que resumen muy bien lo que un blog como este puede aportarles.

Uno de tus posts reza ‘Y lo digo con todo el cariño del mundo. No somos el sur de Europa, sino el norte de África. Llevo tiempo defendiéndolo y ahora que vivo en Marruecos siento la necesidad de gritarlo para que, aunque no todo el mundo lo quiera creer, por lo menos pueda empezar a planteárselo. Cuando he estado de viaje o residiendo en cualquier país europeo, prácticamente no he visto nada que me recuerde a mi país’, ¿no crees que los estereotipos suprimen esos rasgos que tenemos en común?

En Marruecos se saben muchas cosas sobre España, pero para la mayoría de los españoles Marruecos es un gran desconocido. Somos vecinos y al escuchar hablar a algunos – especialmente a los que siempre lo hacen de forma despectiva y sin conocimiento – pareciera que Marruecos fuera un país muy lejano, un país de otro mundo. Y no solo no lo es, sino que somos primos hermanos. Como pueblo y como país, la cantidad de similitudes es infinita, mientras que las diferencias – para lo bueno y para lo malo – cada vez son menos.

Una vez que lo conoces, te puede gustar más o menos. Pero la realidad es innegable y vivir con una venda en los ojos no ayuda a abrir la mente.

Muchos de tus seguidores españoles acuden a tu blog para preguntarte sobre la vida en Marruecos, o simplemente para pedirte los apuntes de Dariya que has ido elaborando durante tu estancia en Marruecos, ¿sientes que esta experiencia  te posibilita ser embajadora española de la cultura popular marroquí?

Esa es otra de las cosas que, entre risas, me han comentado muchos marroquíes. “¿Cuándo te veremos como embajadora oficial de Marruecos?”. Aún me queda mucho por vivir, mucho por aprender y mucho por compartir… pero si con mis experiencias y mis opiniones puedo ayudar a que alguien abra los ojos y se interese por algo que siempre se nos ha vendido como oscuro y peligroso yo me doy por satisfecha. No trabajo para nadie, no cobro por escribir, y eso me permite hacerlo de forma libre, honesta y clara sin tener que rendirle cuentas a nadie. Por eso para mí no hay mayor satisfacción que el saber que hay gente al otro lado de la pantalla que se interesa por lo que hago y que se emociona con lo que lee.

Tras convivir con los marroquíes en Marruecos, ¿te sientes de cierto modo identificada con ellos?ident

Como siempre digo, ser marroquí en Marruecos – en la mayoría de los casos – no es nada fácil y en ese sentido no me puedo sentir identificada con todos los que luchan cada día por vivir de forma digna porque he nacido en España y mi país y mi familia me han regalado cosas que muchos mueren por conseguir.

Pero por otro lado, en Marruecos me siento como en casa. Toda mi vida he veraneado en un pequeño pueblo de Extremadura, donde nació toda mi familia materna, y nuestra vida allí era igual que la vida que descubrí al llegar a Marruecos. El clima, los olores, la religión presente en el día a día, el ‘Si Dios quiere’ (Inshallah) después de un ‘Hasta mañana’, la comida, el carácter y sus características físicas de la gente, la forma de hablar, las costumbres, las casas y su decoración, las calles, las decenas de bolsas atadas con cuerdas en los viajes, los hombres en el bar mientras las mujeres cocinan en casa, el olor de la colada secándose en el patio, las letrinas en el baño, calentar el agua para ducharnos, dejar la puerta de casa siempre abierta…  ¿Cómo no me iba a encontrar en mi salsa si yo había crecido en un ambiente similar?

En España, muchas veces para dirigirse a un marroquí  lo hacen empleando el apelativo  ‘moro’, y de igual manera en Marruecos, un español u occidental es un ‘Nesrani’,  ¿crees que se debería evitar el uso de estos términos,  o simplemente  quitarle la carga peyorativa que conlleva, especialmente en cuanto al primer caso? 

Sin duda se debería evitar utilizar esas palabras de forma despectiva. Oficialmente un moro es un moro, una persona originaria del norte de África, del Magreb. Y si la gente lo utilizara realmente así, no habría ningún problema. Pero es evidente que no se usa de esa forma y casi siempre se dice de forma despectiva y con intención de ofender. Lo más triste es que la mayoría de los que así lo utilizan no saben de lo que hablan y llaman moros no sólo a los magrebíes sino a los egipcios, afganos, iraníes, sirios, pakistaníes… aunque muchos de ellos ni siquiera son árabes.

A estas alturas quitarle la carga peyorativa es prácticamente imposible así que para mí lo mejor es llamarles magrebíes, que es lo que son – igual que moros – pero no suena tan feo.

En 2011, las revueltas sociales inundaron el país, ¿llegó algún momento en el que pensaste que deberías dejar el país?

 En 2011 yo todavía no vivía en Marruecos pero viajé tres veces y nunca hubo ningún problema. Es cierto que la primavera árabe en países como Marruecos ha sido mucho menos intensa que en otros como Egipto… Durante mi tiempo allí, especialmente en Rabat, se sucedieron múltiples manifestaciones (sanidad, empleo, educación, apoyo a Siria y a Palestina… etc) pero en ningún momento pensé en dejar el país.

Con casi 3.000 seguidores en Facebook y 500 en Twitter ¿Crees que Marruecos contribuyó en darte esta fama, ya que tienes un considerable número de seguidores marroquíes?

 Si no fuera por Marruecos el blog, evidentemente, ahora mismo no sería el que es ni tendría los seguidores que tiene. Así que todo lo que me da el blog, se lo debo a Marruecos. Se ha convertido en una especie de lugar de encuentro entre españoles, marroquíes y sudamericanos, unidos por Marruecos, y me encanta que sea así.

¿Nos puedes hablar de tu nuevo libro ‘De Marruecos al cielo’?

 Una de las cosas que más ilusión me hace es recibir mensajes de la gente que me lee. Hace tiempo un periodista sevillano me dijo que debería hacer una recopilación de todos mis escritos en el blog sobre Marruecos. Al principio me pareció una locura porque pensé ‘¿Quién va a pagar por tener un libro con todo lo que ya está escrito en el blog?’. Pero empezó a escribirme gente interesada en tener esa recopilación y, sorprendida y con una alegría enorme, dije: Si puedo hacerlo, tengo que hacerlo. Y así surgió la idea de hacer ‘De Marruecos al cielo (Inshallah)’.

Si tuvieras que describir Marruecos en una sola palabra ¿cuál sería

Vida. Pura vida.

No es nada personal que queramos darte las gracias por el amor insaciable que sientes por Marruecos.

El blog de Carlota Miranda

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s